Una cena de vida, una cena de amor


La fundación Niños con Futuro en su afán de contribuir respaldando la educación de miles de niños y jóvenes de Guayaquil, celebra cada año la denominada “Cena de Vida”.

Pie de foto:

De izquierda a derecha

Esperanza de González, Secretaria y Directora Pedagógica de la Fundación Niños con Futuro, Felipe Costa, Presidente de Fundación Niños con Futuro, Lillianne de Wright, Vicepresidenta y Guillermo Wright, Director Financiero.

Este encuentro, tradicionalmente, ambienta su celebración eligiendo a un país al azar. Este 2019, las costumbres de Croacia fueron parte de la temática. Es así, que la gastronomía, la decoración y el espectáculo musical estuvieron inspirados en este país europeo.

Cena de Vida es un encuentro para agradecer a los actores que han sido parte del proceso de formación de más de 5.000 estudiantes, que soñaron con ser grandes y lo lograron. Seguimos cumpliendo anhelos, por eso, este año, Niños con Futuro recaudo más del 30% de su presupuesto anual para facilitar el acceso a la educación y formación técnica de los alumnos de la Unidad Educativa “Felipe Costa von Buchwald”

Son veintidós años de estar juntos en la lucha por la educación guayaquileña. Cada año, más de 300 personas se unen a esta gala benéfica y este año se vendieron más de 600 adhesiones. El evento tuvo lugar el jueves 30 de mayo en el salón Principal del Club de La Unión.

ACERCA DE FUNDACIÓN NIÑOS CON FUTURO

Es una entidad sin fines de lucro que desde 1996 brindan formación escolar, cultural, física y espiritual a niños desde los 5 a 18 años de edad y sus familias. La Fundación trabaja en la etapa de prevención, buscando a niños y adolescentes que se encuentran en situación de riesgo. Se matriculan en la Unidad Educativa “Felipe Costa von Buchwald” para realizar sus estudios y aprovechan el tiempo en actividades productivas para ellos, su familia y la sociedad. Para donar, ingresa a su página web http://www.ninosconfuturo.org.


6 vistas0 comentarios

©2020 by CP PRODUCCIONES - CRISTIAN PINOARGOTE.