DÍA MUNDIAL DEL AHORRO Y USO EFICIENTE DE ENERGÍA

¿Cómo el uso eficiente de la energía genera un impacto positivo en la reducción de la huella de carbono?



Pie de foto: Colaborador de UNACEM Ecuador en la planta industrial.


Cada 21 de octubre se conmemora el Día Mundial del Ahorro y Uso Eficiente de Energía, fecha que busca concienciar a la sociedad sobre el uso racional de este recurso, promoviendo su empleo eficiente y la implementación de alternativas energéticas renovables. De acuerdo con el Programa para el Medio Ambiente de las Naciones Unidas, el Covid-19 causó una reducción temporal de las emisiones de carbono debido a la paralización de las actividades productivas; no obstante, la reactivación y dinamización mundial post pandemia ha provocado un aumento preocupante en la contaminación mundial.


¿Qué es la huella de carbono?


La huella de carbono es un indicador ambiental definido y estandarizado por normas internacionales como las ISO 14065 y 14069 que señala la cantidad de gases de efecto invernadero procedentes del accionar del ser humano y de las empresas. Acciones cotidianas pueden producir un aumento o disminución de este parámetro; por ejemplo, el uso de automóvil, el consumo de energía de origen fósil o de fuentes renovables, la generación de basura, entre otras.


El cálculo de la huella es esencial para la implementación de medidas de mitigación y compensación ya que permite que cada actor e institución conozca y entienda de qué manera puede actuar y gestionar conductas y procesos limpios y sostenibles que contribuyan a la reducción del calentamiento global.


Iniciativas a favor de su cuidado


Desde el sector industrial se han planteado acciones para el uso eficiente de la energía eléctrica y térmica y, consecuentemente, para una gestión efectiva de la huella de carbono. Un claro ejemplo, es Unacem Ecuador, empresa cementera que desde hace más de una década trabaja en el coprocesamiento de residuos de otras industrias para la sustitución de materias primas no renovables y combustibles tradicionales.


Patricio Díaz, Gerente de Ambiente y Ecología Industrial en UNACEM Ecuador menciona que, “todas las compañías deben estar concentradas en la gestión eficiente de la energía asegurando un uso racional y buscando la provisión de energía limpia proveniente fuentes renovables. Esto permitirá descarbonizar sus operaciones y reducir significativamente su huella de carbono”.


En esta línea, la compañía, desde el año 2010, calcula su huella de carbono a través de la herramienta GNR (Getting the Numbers Right) de la GCCA (Global Cement & Concrete Asociation) y la audita con la empresa Price Waterhouse Cooper (PwC), una entidad acreditada a nivel internacional para realizar esta verificación. El objetivo es poder contar con una hoja de ruta para alcanzar su ambiciosa meta de carbono neutralidad, meta que también contribuye con el objetivo nacional planteado en el Programa Ecuador Carbono Cero, al cual la empresa está adherida de forma voluntaria.


¿Cómo reducir la huella de carbono desde los hogares?


Conocer su huella de carbono permite a la ciudadanía ser consciente del impacto ambiental que tiene cada acción y tomar medidas para reducirlas o eliminarlas y así velar por el cuidado del ecosistema y el bienestar de las próximas generaciones. Ideas sencillas como estas pueden ayudar en la reducción de nuestra huella de carbono:


ü Utilizar con menos frecuencia la secadora de ropa o el aire acondicionado


ü No dejar conectados los electrodomésticos o artefactos -como el cargador de celular o computadora- que no requieran flujo continuo de energía


ü Revisar el funcionamiento del refrigerador


ü Reducir el consumo de carne y procurar la compra de alimentos locales


ü Buscar alternativas de transporte como la bicicleta o al auto compartido

7 visualizaciones0 comentarios